domingo, 9 de diciembre de 2012

Reseña de "La mirada" de Adolfo Moreno


Para tan estupendo concurso de libros y literatura no podía reseñar otro libro que no fuera uno con alma propia desde su creación.

Al terminar la novela no he conseguido dejar de llorar durante un buen rato, gracias a todos los sentimientos que la historia ha despertado en mi. De hecho, al escribir esta reseña me resulta extremadamente difícil no emocionarme al recordar la historia. Libros como este fueron los que consiguieron que la literatura sea mi adicción más fuerte.

La mirada es una historia maravillosa, llena de enormes alegrías que vienen acompañadas de dramas del mismo calibre, lo que crea en el lector una adicción incontrolable, y esto es verdaderamente peculiar porque cuando ha ocurrido, casi siempre ha sido porque la historia tenía un ritmo rápido que casi no dejaba pensar al lector, lo cual está muy bien para novelas que solo te entretienen. Sin embargo esto no sucede en La mirada, ya que te deja reflexionar junto con los personajes a lo largo de su viaje, a ritmo adecuado, sin prisas pero sin pausas, dejando que puedas digerir todos los detalles que suceden en el gran viaje que es la vida.

El protagonista es Saïd, un joven que tras la muerte de su madre parte en un viaje sin saber muy bien dónde acabará. Saïd es un adolescente bereber que se ve forzado a madurar por las circunstancias, como muchos otros, pero que gracias a su nobleza es capaz de rodearse de los mejores amigos que la vida y en este caso también Allah, podría ofrecerle. Aunque no todo es un camino de rosas. Su acompañante más fiel es Ahmed,  otro chico fantástico unos años mayor que Saïd y que con el tiempo se convierte en el hermano que nunca tuvo. Su férrea amistad une sus caminos y se crea una increíble simbiosis, como lo fue aquella de Don Quijote y Sancho. De manera paralela, también se ven obligados a luchar contra grandes molinos de viento que, por desgracia, en La mirada sí son monstruos reales de carne y hueso.

Es un libro verdaderamente reflexivo sobre las cosas que son importantes: las personas y la vida. Las personas en el sentido más puro de la palabra, junto con el amor, la amistad y el enorme valor de la vida, que a veces nos pasa desapercibido. Durante toda la lectura la emoción y el vaivén de sentimientos es constante, así que puedo decir que la historia me ha atrapado, además de hacerme crecer como lectora. Por su narrativa, su simbología, por aprender con cada personaje y con cada situación debo dar las gracias a Adolfo.
El autor, Adolfo Moreno, ha conseguido crear una historia con una temática original que me ha sorprendido muy gratamente y además ha conseguido empastar todos los escenarios, tiempo y espacio, con la progresión de la madurez de los personajes de una manera magistral, lo que crea una perfecta sensación de continuidad conjunta en la historia. 
Es su primer libro y espero que escriba muchos más, lo que no sé es cómo va a ser capaz de superarse, porque se lo ha puesto realmente difícil.


Su libro forma parte de un proyecto precioso que podéis ver en su página http://www.lamirada.cc además de comprar su libro y descargar el epub.


Si tenéis un lector electrónico, no podéis dejar pasar la oportunidad de conocer a este escritor, porque os garantizo que os va a enamorar poco a poco con su historia y su maravillosa narrativa.


@bichorevoltoso

4 comentarios:

  1. Gracias a ti, Sara. Leer unas líneas tan emocionantes hace que este oficio merezca la pena: no hay ninguna alegría parecida a saber que has despertado en los lectores las reflexiones que buscabas trasladar.
    Te estoy muy agradecido por el cariño y el apoyo que estás teniendo con este proyecto. :)

    ResponderEliminar
  2. Mucha suerte!! Yo también me he animado a participar...
    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te he visto, pero competir contigo va a ser muy duro. :D

      Eliminar